«La Tribu Educa» en 2016-2017: qué ha supuesto

El curso 2016-2017 ha sido para «La Tribu Educa» un curso nuevo, en el que se han podido realizar actividades diferentes a las de otros cursos, aunque quedan muchas posibilidades en el tintero y otras por desarrollar más en el próximo curso.

En el artículo de avance publicado a mitad de curso ya se mencionaban las actividades que han estado llevando a cabo en varios centros: Papiroflexia, radio, clase sin libros, paseo por el barrio.

Aparte de eso habría que comentar dos apartados.

Blog de intercambio de materiales

Portada del blog «la Tribu Trueca»

Por un lado, el blog “la tribu trueca” puesto en marcha en este curso. Se trata en el mismo de hacer red entre centros, que compartan materiales que unos ha dado resultado y pueden ser útiles a otros. Queda mucha tarea pendiente en este apartado, aunque sí se ha conseguido iniciar en algún caso ese trabajo. Animamos aquí a los centros a contribuir a esta tarea que puede ser útil y “rentable a todos ellos. Aquí puedes ver el blog que comentamos : http://latribueducaconcejoe.blogspot.com.es/

Si quieres, puedes ponerte en contacto escribiendo a sedevirtual@concejoeducativo.org  o enviando un mensaje de Whatsapp al teléfono 625 529789.

Actividades con las AMPAS: estudio cooperativo

Al llamamiento hecho finalmente han sido dos los centros con los que se ha llevado este proyecto.

Estudio cooperativo en Colegio Público Gómez Bosque

No se trataba de resolver dudas, ni de dar clases particulares sino de fomentar la cooperación de alumnado el hacer esas tareas y de las familias en apoyarles a que lo lograran de forma autónoma.

Al margen de la opinión o no de que deban existir o no deberes, plantearlo de esta manera podría tener resultados beneficiosos para el mismo alumnado y contribuir el trabajo colectivo de las AMPAS.

La propuesta llegó a los centros y se está poniendo en marcha en dos: colegio público Gómez Bosque del barrio de la Victoria en Valladolid y el IES El Pinar de la zona sur, también en Valladolid. En ambos casos se ha contado con el apoyo de suficientes madres (en su mayoría son madres) para llevar a cabo el trabajo y con la colaboración del centro en distinto grado.

Han sido dos grupos muy diferentes. No solo por las edades del alumnado ( 5º y 6º de Primaria en un caso y 1º y 2º de ESO en otros) sino también por la cantidad de alumnado apuntado a la misma ( 7 en el caso del colegio Gómez Bosque y 23 en el caso del Instituto El Pinar) incluso por el perfil del alumnado que integraba cada grupo con mayor o menor éxito escolar, con menor o mayor heterogeneidad, etc.

Valoraciones y propuestas para el próximo curso

En ambos casos la experiencia ha resultado positiva y la intención es repetirlo el próximo curso. De esas diferencias se han extraído algunas conclusiones importantes:

-  Lo que más se ha valorado es la cooperación y el intercambio que se produce y el trabajo autónomo realizado en forma colectiva del alumnado.

Estudio cooperativo en IES Pinar de la Rubia

Esta utilidad, aunque inicialmente se le asigna más a quien tiene dificultades es mutua en cuanto que el alumno o alumna “de más nivel” realiza un aprendizaje mucho más significativo de lo que sabe al trabajo y explicar a otras personas.

-  En ambas agrupaciones ha sido muy útil el trabajo en equipo de las personas voluntarias (que quizá debía ampliarse) para disponer de normas de ante el grupo. En el caso de un grupo pequeño eso permite hacer turnos de rotación entre las personas voluntarias y en el grande que una persona voluntaria estuviera al tanto del trabajo de cada grupo dentro del aula.

-  Parece necesario insistir al alumnado en que es importante asumir “su propia” necesidad de estudio y no limitarse a hacer ejercicios o estudiar para un examen. Supone un trabajo de autoconocimiento que en el que es necesario profundizar.

-  Han existido actividades (aunque deben diseñarse de forma secuenciada) que resultan complementarias a una labor así y que pueden hacer las sesiones mucho más atractivas:

  • De participación en la que vayan siendo se vaya haciendo conscientes de su situación:
    • Asamblea _** De “propósitos iniciales” en las sesiones y en las aulas … (en las que hay que señalar la seriedad al contestar)
    • de evaluación continua y más general mediante un instrumento del estilo de las Rubricas para apoyar el autoseguimiento.
  • De cooperación (juegos, u otras), en las que el mismo grupo puede participar en su diseño o concreción.
  • De mejora de la atención y concentración (también juegos u otras), tan necesarias en gran parte del alumnado hoy en día.

-  Han sido útiles también los programas que ofrecen las mismas materias de ordenador y autoaprendizaje, como actividad continua que el alumno o alumna que acaba puede utilizar.

-  Son necesarios muchos elementos que aparecieron en la evaluación final en ambos casos:

  • Mucha más conexión con tutores y profesorado del alumnado del grupo
  • Contacto mensual con las familias del mismo (sea o no voluntaria ) para tener pautas comunes con ellas. Pensar, incluso en la realización de un taller mensual con ellas para lograr ese fin.
  • Relación más frecuente con las personas voluntarias
  • Concretar el objetivo a lograr con cada alumna y con cada alumno que asiste, dada las diferencias que existen ( en grado de escolarización, autonomía, autoorganización…). Una cuestión que ha quedado clara es que con una actividad de este tipo( por sí sola) no es posible acabar con un fracaso escolar profundo, aunque sí tener logros diferente so más parciales

El ambiente de trabajo cooperativo, si ha dado, en lo que hace referencia a el acercamiento personal, para que se programaran sesiones finales de “fiesta” o juegos en ambos casos, pedidos por el mismo alumnado. Incluso para que alguno o alguna se ofreciera como persona voluntaria el próximo curso si se repite al experiencia.