Menores en el Siglo XXI ¿Promesa o inquietud?

Crónica resumen de la ponencia impartida por Inmaculada Rodríguez Cambronero  ( Psicóloga Clínica de la Unidad de Salud Mental Infanto-juvenil de Albacete) en el Encuentro de Verano de .
Castilla y León el 1 de julio de 2021.

Ver resto de materiales de la jornada

Relato -resumen de la ponencia

Momento de la exposición de Inmaculada Rodríguez Cambronero con asistencia presencial y virtual.

La exposición partió de algunas preguntas en torno a la actualidad, reflejada en los medios de comunicación, sobre el aumento de la demanda y las urgencias de los menores en salud mental, ¿oleada surgida exclusivamente a raíz de la pandemia por COVID-19 o hay elementos para pensar que existían señales previas que alertaban de bruscos cambios generacionales y sus consecuencias?

Jean Twenge reflejaba en su libro IGen (referencia en https://contraste.info/216132/) algunos elementos de ruptura y de aumento de las dificultades de salud mental de los menores en la sociedad estadounidense, fundamentalmente a partir 2012, y su probable vinculación con el uso generalizado del smartphone…

¿Este aumento de demanda se debe a que, como señala esta última autora, es una generación poco preparada para hacer frente a las vicisitudes vitales o son una generación menos acuciada por las exigencias del patriarcado y por tanto con más capacidad de vivir la vulnerabilidad y reivindicar su derecho a la misma?

Para intentar ubicarnos, partimos del análisis de contexto que autores como Bauman o Byung-Chul Han hacen de las dinámicas sociales en el neoliberalismo actual y sus efectos en la subjetividad, el impacto de la 4ª revolución tecnológica y los profundos cambios en la institución familiar. Todo ello, además, introduce elementos de socialización digital que se injertan y modulan los procesos de socialización analógicos vinculados a la familia tradicional, ya en situación de crisis por el propio debilitamiento de algunos de los principios que la sustentan, como recoge José Ramón Ubieto en su libro “Del padre al Ipad”.(https://www.academia.edu/42092528/Ubieto_Del_padre_al_Ipad_EXTRACTO)

Analizamos, como propone Ubieto en el libro mencionado, estos cambios familiares partiendo del impacto que la unión entre ciencia y mercado ha generado en torno a la maternidad/paternidad, ahora disociada del hecho reproductivo. Los cambios en las posiciones de la paternidad y la maternidad, el retraso en la edad de estas, la realidad demográfica en la caída en el número de hijos, la crisis del modelo matrimonial…. elementos que hacen que los hijos se hayan convertido no solo en figura central de la contraída y diversa familia actual, sino también en muchos casos objeto de goce, nexo de una pareja afectada por vínculos lábiles, broche o sutura de las carencias parentales. Quizás, en esta “sociedad niñofila” de la que hablaba Segalén, es el hijo el que provee del reconocimiento y el afecto a los padres y no al contrario, ya que estos depositan en él una esperanza de estabilidad vincular difícil de garantizar en otros contextos.

Recorrimos las distintas disfunciones de la parentalidad actual más propias de los excesos de que de las carencias, con esa exigencia de productividad y felicidad que desemboca en ese niño “hiper” (hiperconectados, hipersexualizados, hiperexigidos…) del que Ubieto y Marino Pérez hablan en su libro.

Posteriormente seguimos a autores como Nicholas Carr ( Nicholas Carr: “Google socava nuestra capacidad de pensar de manera profunda”artº ElPaís https://elpais.com/retina/2019/03/13/tendencias/1552475304_151069.html)

para recoger el impacto de los contextos digitales desde el punto de vista de la neuroplasticidad, con la paradoja de que la incorporación de los Smartphones a la vida cotidiana supone un elemento diseñado para capturar de forma ávida nuestra atención a un contexto digital de alta distraibilidad. La crisis generalizada de atención, el constante colapso de la memoria de trabajo provocada por las particularidades del hipertexto y la hiperestimulación digital, modifican las posibilidades cognitivas de generar pensamiento profundo, base de la singularidad de la inteligencia. Los mecanismos del capitalismo digital, basados en la monetización de nuestra atención, facilitan los riesgos de algunos de los excesos en los que el menor puede quedar atrapado. Por otro lado, pudimos ver la dirección de los vertiginosos cambios que revolución tecnológica anticipa, fundamentalmente en la línea de las neurociencias y su relación con la inteligencia artificial, así como el salto al mercado de estas tecnologías para el mejoramiento humano y sus posibles consecuencias.

Por último, terminamos analizando cual podría ser la posición del adulto, tanto en los contextos familiares como profesionales, en el acompañamiento de esta generación, sus retos y riesgos, entendiendo que no se trata de colmar sin medida, ya que es un imposible estructural de la humanidad que el mercado capta con habilidad, ni tampoco de añorar pasados idealizados, si no de asumir y acompañar como adultos, aportando presencia, en vez eludir la responsabilidad ante los grandes temas a los que esta generación se enfrenta, tal y como nos recordaba Greta Thunberg en sus intervenciones..

Presentación audiovisual utilizada

Incluimos la presentación utilizada en el Encuentro por Inmaculada Rodríguez Cambronero, pues en ella se desarrollan algunos aspectos que se describen en el relato anterior.